viernes, julio 12, 2024
InicioViajes/ocioMENORCA. UN PARAISO EN EL MEDITERRANEO

MENORCA. UN PARAISO EN EL MEDITERRANEO

 

Es sorprendente como nos empeñamos en viajar a exóticas islas lejanas, sin darnos cuenta de que auténticos paraísos se encuentran cerca de nosotros.

Hoy vamos a conocer Menorca, declarado por la UNESCO Reserva de la Biosfera en 1993 por su diversidad ambiental y sus valores naturales. Descubriremos interesantes lugares, tradiciones populares, vestigios históricos y paisajes naturales donde vivir la calma.

Como en todas las islas de Baleares, Menorca también cuenta con sus pequeños pueblos con mucho encanto. Mercadal, Binibeca o Fornells son alguno de ellos, sin olvidarnos de que una visita obligatoria debe ser conocer  Mahón y la Ciudadela.

Mercadal: una población entrañable por sus bellas casas de fachadas blancas, sus edificios históricos como la gótica Iglesia de San Martin, el monumento de los caídos en la guerra de África y un bronce que recuerda a los hijos de Menorca que se fueron a América en el s. XVIII.

Binibeca: pueblo de pescadores, construido en 1972 y uno de los lugares más turísticos de la isla. Sus calles estrechas y sus casas encaladas forman un laberinto para perderse.

Fornells: se encuentra al norte de la isla, pueblo de pescadores con un origen militar, pues se concibió como asentamiento defensivo. Podremos pasear por su puerto tradicional y explorar una gran bahía de 3 kilómetros o degustar su plato típico, la caldereta de langosta.

Mahón: su protagonista es su extraordinario puerto, cuenta con varios monumentos de interés como el arco de San Roque, el Castillo de San Felipe, el Ayuntamiento, la iglesia de Santa María y la Fortaleza de la Mola.

Y si hay alguna cosa  no nos podemos perder, son sus paradisiacas playas. En el Norte: desde Punta Nati hasta el Cap Favàritx, se extiende una serie de amplias playas y alguna cala idílica en la costa Tramontana, escarpadas y abruptas (Cala Morell, Cala Algairens, Playa de Binimella, la de Tirant, las de la Bahía de Fornells, además de las islas de Bledes, del Porros y d´Addaia). En el Sur: desde la Cala en Bosc, en el Cap Artutx, hasta la Cala Binibeca, existen playas como (Son Saura, Sant Tomàs y la de Son Bou, con un maravilloso paisaje dunar y calas como (la Turqueta, la Macarella, Atalis o la espléndida Galdana o En Porter).

Y si te gusta el senderismo, debes hacer el Camí de Cavalls, una ruta de 185 kilómetros que recorre toda la isla por el litoral.

 

RELATED ARTICLES

Más Popular