jueves, julio 18, 2024
InicioActualidadPlanes de pensiones…ahora más que nunca

Planes de pensiones…ahora más que nunca

Dice nuestro sabio refranero español que “hombre previsor vale por dos”, y en los tiempos que corren para nuestro país aún cobra más sentido este dicho popular, sobre todo si hablamos de abrir un plan de pensiones. Todos los días desayunamos con noticias que hacen referencia a la situación de nuestra maltrecha hucha de las pensiones. Pero expliquemos un poco qué es y cómo hemos llegado a estar en este punto tan preocupante.

¿ Qué es la hucha de las pensiones ?

Su nombre técnico es Fondo de Reserva de la Seguridad Social. Es un fondo especial de dinero que se creó mediante el Pacto de Toledo con el objetivo de asegurar las pensiones contributivas en nuestro país, en especial en épocas de crisis como la que hemos vivido recientemente. Se puso en marcha hace casi dos décadas atrás.

¿ De dónde vino el dinero para abrir ese fondo ?

La primera aportación se realizó en el año 2000, aunque fue aprobado tres años antes. El dinero provenía de las cuotas cobradas de los trabajadores. El Fondo de Reserva se financia de dos formas:

– Con los extras de la recaudación de la Seguridad Social destinados a las prestaciones contributivas y con los extras de la gestión de las incapacidades temporales que gestionan las mutuas de trabajo.

– Inversión en deuda pública.

Cuándo y cómo se puede hacer uso de la hucha

Para ingresar no hay límite, pero para disponer si que se estableció un límite por seguridad. Está prohibido hacer uso del fondo de una sola vez.  Hasta 2011 la cifra sólo ascendía, llegando en su punto más alto en ese mismo año sobrepasando la cifra de 66millones de euros. Tras la crisis y la última disposición de dinero que ha realizado el gobierno quedan tan sólo 15.915 millones de euros.

Con estos datos, es fácil entender por qué 7 de cada 10 españoles creen que no disfrutarán de una pensión cuando se jubilen, o bien que esa pensión no será suficiente para vivir dignamente.

Un plan de pensiones, una buena solución

Una vez expuestos todos estos datos, no cabe duda que cada cual debe dedicarle unos minutos a analizar qué futuro le espera y qué debe hacer para asegurárselo. Lo cierto es que cuesta pensar que el Estado vaya a dejar caer la estructura de pensiones de jubilación establecida, y es cierto también que antes de llegar a ese punto todavía queda la opción de financiar la hucha de las pensiones vía presupuestos del Estado y no con las fuentes utilizadas hasta ahora. De cualquier forma, y haciendo referencia al refrán con el que se iniciaba este artículo, no estaría de más buscar un alternativa previsora como un plan de pensiones que, en el peor de los casos permita básicamente vivir, y en el mejor de los casos permita vivir “mejor”, cuando llegue el final de nuestra vida laboral.

RELATED ARTICLES

Más Popular